Inspiración en cadena

Set of conceptual firework units.
Visto 4.871 veces

Si tiramos de Wikipedia, Aunque tú no lo sepas es “el título de un poema, una canción y una película”, una definición que se queda muy corta cuando nos adentramos en esta historia de creación en cadena. De hecho, estamos hablando de un claro ejemplo de cómo una idea puede servir de inspiración para una nueva obra que, a su vez, se convierte en el motor de otra creación y así sucesivamente.

No hablamos de una narración transmedia ni de una iniciativa de innovación abierta, sino de una especie de contagio de ideas o de una forma de dinamizar el talento mucho antes de que el término “viralización” cobrase protagonismo gracias a las redes sociales.

Hemos seguido la pista a Aunque tú no lo sepas y de momento estos son los eslabones que hemos encontrado, distribuidos a lo largo de casi 20 años.

  • El texto de ese poema sirvió de inspiración a Almudena Grandes, mujer de García Montero, para escribir el relato El vocabulario de los balcones, publicado por EL PAÍS SEMANAL en el verano de 1994 y posteriormente incluido en el libro Modelos de mujer (1996).
  • Juan Vicente Córdoba toma como base El vocabulario de los balcones para el guion de una película estrenada en el año 2000 y que retoma el título original de García Montero:  Aunque tú no lo sepas.

  • El poema  de García Montero también fue la inspiración de una canción con el mismo título escrita por Quique González y que apareció en el segundo disco de Enrique Urquijo y Los Problemas, Desde que no nos vemos (1998).

  • Cuatro años después, el propio Quique González incluyó la misma canción en su disco Pájaros mojados (2002), pero con una particularidad: añade un último verso a la letra.
  • Esa pequeña diferencia entre las versiones interpretadas por Quique González y Enrique Urquijo se incorpora al argumento de Deseo de ser punk (2009), una novela de Belén Gopegui donde la música tiene un protagonismo especial.
  • La canción de Quique González, que también fue versionada en 2009 por El Canto del Loco, es interpretada por Claro Lago en la película Tengo ganas de ti (2012), que a su vez es una adaptación de una novela de Federico Moccia.

En definitiva, una primera idea plasmada en un poema se ha ido nutriendo de nuevas perspectivas y ha dado lugar a un relato, una película, una canción, versiones de esa canción, una banda sonora… Y seguro que otras muchas creaciones que aún están por llegar, sobre todo ahora gracias a las nuevas tecnologías, Internet y las redes sociales.

José Ángel Plaza

Equipo de Transformación de PRISA

2 Comentarios

  • avatar Mateo 3 febrero, 2014

    Muy interesante esta anécdota. Conocía esta canción desde la época de Los Secretos y más tarde Enrique Urquijo con Los Problemas antes de su marcha…
    Lo que no sabía es que ya era un poema editado años atrás. Pensé que Urquijo, poeta donde los haya, había sido su autor…
    Muy interesante. Gracias por aportar estos datos.
    Saludos.

  • avatar Rocío 3 febrero, 2014

    Como la versión de Quique González, según mi opiníon .. ninguna … es un tema para escuchar una y otra vez.

Deja un comentario

MENU
Leer entrada anterior
Humano_850
El mejor dispositivo que existe

Hoy queremos mostrarte el mejor dispositivo que existe y que existirá. Se trata del Ser Humano, cuya capacidad de comunicación no podrá...

Cerrar