Clic, baby, clic

Es sabido que el comercio electrónico está cada vez más extendido globalmente. Hay que tener muy claro todos los componentes a tener en cuenta a la hora de poner una tienda online.

Mirad el simpático ejemplo sobre lo que le ocurre a una editorial cuando de pronto tiene que hacer frente a un pedido enorme de su enciclopedia.

Haced clic y sonreíd.

Escribir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

MENU
Leer entrada anterior
Los 7 impulsores de la televisión inteligente

Si tiramos de hemeroteca, hace ya décadas que se viene anunciando a bombo y platillo la llegada definitiva de la...

Cerrar